Top_ciudadEducadora

Programa:

Cuando se hace referencia a la noción de hábitat, se hace referencia al lugar que reúne las condiciones necesarias para la vida de cualquier organismo. En la temática urbana cobra complejidad particular, al ser un concepto que abarca al espacio ocupado por el humano y el conjunto de sus labores como una “totalidad” (que como acepción es difícil acotar), por lo que el hábitat se puede entender como la organización tanto del espacio para las actividades del hombre y la mujer, como su disposición en el espacio; con todas aquellas interrelaciones que esto implica entre los territorios y los habitantes. Desde este punto de vista, resulta oportuno aproximarnos al concepto de hábitat “como una relación entre acontecer, espacio y tiempo en conexión con las formas de habitar de los grupos humanos para el desenvolvimiento de la vida cotidiana. Se trata de una noción más relacionante que estática, de las expresiones, condiciones y realizaciones que surgen en la acción del habitar, de construir morada, de significar lugares” (Echeverría, 2003: 21). El espacio público es parte de ese hábitat y a lo largo de la historia de las ciudades ha cumplido un rol central de cohesión social, propiciando la integración de las personas de una misma zona. Sin embargo, como consecuencia de las transformaciones económicas y sociales en los centros urbanos, el rol del espacio público ha cambiado, lo que ha generado en ellos conflictos sociales muchas veces manifestados en la estigmatización social y/o económica que impide que cumpla su función social. Se producen, entonces, luchas de poder por la ocupación territorial del espacio, que pueden ser luchas entre pares, entre personas de distintas clases económicas, entre razas y entre generaciones. Por esta razón, ha aumentado la percepción de que los espacios públicos son lugares de inseguridad y/o exclusión ciudadana. Borja asume el problema de la seguridad ciudadana señalando la “necesidad de construir ciudades con espacios públicos que permitan el establecimiento de lazos de confianza y expresión”, de cohesión social, señalaríamos hoy. Para avanzar en la recuperación de la seguridad de los espacios, es fundamental reconocer que la seguridad la producen las personas y el uso y significado que éstas le dan al espacio, como seguro o inseguro, inclusivo o excluyente, integrador o segregados.

Objetivos del Programa:

Objetivos generales:
Contribuir a la transformación de los factores ambientales, vinculados con el uso y disposición del espacio urbano y con otros factores del hábitat, que facilitan la violencia y el delito en la Parroquia Sucre, a través de procesos de fortalecimiento del poder y protagonismo popular.

Desarrollar procesos de investigación acción participativa dirigidos a transformar contextos asociados a la violencia, bajo el enfoque del fortalecimiento del poder popular en el reordenamiento urbano y la modificación de los factores ambientales que propician o facilitan el delito.

Objetivos específicos:
* Generar una articulación entre la organización comunitaria y las instituciones públicas, para contribuir a la transformación integral de las condiciones físicas, de servicios y urbanas en las zonas de incidencia de la UNES en la Parroquia Sucre.
* Desarrollar, de manera articulada, con las organizaciones del poder popular y las instituciones públicas con competencia en la materia, un programa comunitario permanente para la ampliación de los espacios públicos seguros de la parroquia, a través del uso creativo, lúdico, deportivo, ambiental, cultural y solidario de los espacios físicos y culturales existentes.
* Desarrollar un programa comunitario de educación vial que mejore el desplazamiento dentro y fuera de la parroquia y reduzca los accidentes viales.
* Desarrollar, de manera articulada con las organizaciones comunitarias y las instituciones competentes, el rescate y uso de espacios públicos en la parroquia Sucre, a fin de transformar las condiciones asociadas a la ocurrencia de delitos.
* Promover la organización comunitaria y la articulación con las instituciones públicas, a fin de transformar las condiciones físicas, de servicios, de seguridad y urbanas del barrio.
* Promover y generar conocimiento que contribuya a la búsqueda de soluciones, para la disminución de la ocurrencia de delitos en las zonas de incidencia de la UNES en la parroquia Sucre, por medio de la investigación acción y el diálogo de saberes con las comunidades, en el reordenamiento urbano y la modificación de los factores ambientales que propician o facilitan el delito.

Proyectos:

Recuperación de espacios públicos:

a) Imaginario territorial del barrio
* Producir una línea base de cada uno de los campos de intervención del programa, a través de procesos de sistematización e investigación.
* Promover espacios de reflexión y procesos de formación pedagógica en torno a las condiciones que producen violencia y su asociación con el espacio público en el barrio.

b) Espacios de identidad
* Recuperación de espacios públicos a favor de la integración social, la seguridad y la accesibilidad, para el ejercicio del derecho a la ciudad.
* Promover relaciones de convivencia e identidad en el barrio, mediante estrategias de ocupación y uso de los espacios recuperados.
* Promover espacios de reflexión y procesos de formación pedagógica en torno a las condiciones que producen violencia y su vinculación con el espacio público en el barrio.

c) Patrimonio
* Reconocimiento y promoción del imaginario patrimonial de Catia.
* Propiciar actividades socio productivas en torno a las dinámicas de ocupación del espacio público.

d) Soñando Catia
* Fortalecer la organización comunitaria y la articulación con las instituciones públicas, para transformar las condiciones físicas y urbanas del barrio.
* Generar conocimiento y procesos de formación pedagógica en torno a las condiciones que producen violencia.

e) Catia en movimiento
* Generar impactos positivos en los medios de circulación y transporte en la parroquia Sucre.
* Mejorar de los espacios de circulación peatonal Catia a pie.